Guía de compra de discos duros mecánicos (HDD)

Guía de compra de discos duros mecánicos (HDD)
Danos tu opinión

¿Para qué necesitas comprar un disco duro HDD hoy en día? En este artículo vamos a intentar explicarte porqué este dispositivo debería seguir formando parte de tu día a día. Pero antes de entrar en materia, vamos a intentar explicarte de una manera clara cuáles son los diferentes tipos de discos duros que podemos encontrar en el mercado.

mejores hdd

Discos Duros mecánicos o HDD (Hard Disk Drive)

Este tipo de unidad de almacenamiento ha estado entre nosotros desde los años 50, cuando fue inventado por IBM. El primero tenía una capacidad de 6 millones de cadenas de 6-bit, o lo que es lo mismo: 3,75 MegaBytes. Esta unidad competía con las unidades de cinta, más lentas, y estaba por encima de la recientemente inventada memoria RAM (Random Access Memory). Esta, pese a ser muy útil, se borraba cada vez que se apagaba el ordenador y se necesitaba algún lugar en donde guardar sin perder la información de aquellos primeros ordenadores.

Al disco duro HDD también se le conoce como disco duro mecánico, ya que está formado por uno o varios discos metálicos unidos por un mismo eje y un cabezal de lectura para cada una de las caras de estos discos. Los datos se guardan y se leen sobre la superficie de estos discos gracias al magnetismo. Su característica principal es que estos discos giran a gran velocidad. Los discos HDD de uso doméstico ofrecen unas velocidades de 5400 RPM o 7200RPM (Revoluciones por Minuto), aunque hay discos duros HDD que pueden llegar a girar a 15000 RPM. Ten en cuenta que, a mayor velocidad mayor transmisión de datos, mejor.

Disco Duro de Estado Sólido (SSD – Solid State Disk)

Este tipo de unidad de almacenamiento hace relativamente pocos años que ha aparecido, ganando rápidamente popularidad entre los fabricantes de ordenadores por sus ventajas respecto al HDD.

El SSD es una evolución de las primeras unidades de memoria flash, las que se popularizaron durante la primera década del siglo XXI. En estas unidades, los microchips que forman las memorias flash están interconectadas, logrando mantener los datos almacenados cuando se desconecta el dispositivo. Al no haber ningún mecanismo, sólo microchips y un procesador que determina cómo se almacena la información, los discos SSD son muy eficientes en lo que a almacenamiento de la información se refiere, tienen un consumo muy bajo y además son totalmente silenciosos.

Ventajas e inconvenientes de las unidades HDD y SSD

Cada una de estas unidades tiene sus aplicaciones. Hoy en día encontramos las unidades SSD en multitud de ordenadores por varios motivos: son silenciosos, tienen un consumo energético muy bajo, no tienen problemas de fragmentación de los datos y el tiempo de arranque y acceso a los datos es muy bajo.

Aun así, las unidades SSD tienen algunas desventajas que cabe destacar. La primera es que se trata de unidades de almacenamiento muy caras. Sí, ya existen unidades SSD de hasta 4TB, pero su precio es muy elevado en comparación con los HDD. Por ejemplo, un disco duro SSD de 500Gb puede tener el mismo precio que una unidad HDD de 4Tb.

Hay otro inconveniente que debes tener presente y no es otro que la mayor presencia de errores a medida que pasan los años. La vida útil de las unidades SSD depende directamente de la cantidad de información que escribas en ella. Un estudio demostró que en una unidad SSD de 265Gb se podían grabar hasta 2457,6 Terabytes, lo que garantizaba una vida útil superior a los 5 años que ofrecen los fabricantes, acercándose a los 10 años o más. Aunque es de justicia decir que la vida útil de las unidades HDD, también está sobre los 10 años.

Pero las unidades de almacenamiento HDD siguen en el mercado por motivos que os explicamos a continuación. El principal no es otro que el precio. Como hemos dicho anteriormente, una unidad SSD de 500Gb puede tener el mismo precio que una HDD de 4Tb, esto supone una gran ventaja si lo que necesitamos es mucho almacenamiento, pero no queremos hacer una gran inversión.

La durabilidad de las unidades HDD también ha mejorado mucho en los últimos años. Si bien es cierto que, al tener partes mecánicas, un golpe o una caída puede suponer que dejen de funcionar antes, la resistencia de los materiales y la construcción ha mejorado notablemente. Así que estas unidades, como las SSD, pueden alcanzar hasta los 15 años de vida útil.

Como resumen de cada uno podríamos decir:

HDD

  • Baratos y fiables. Permiten tener una gran capacidad de almacenamiento con un precio contenido (el precio por TB suele estar entre los 40-50€)
  • Velocidades más lentas de lectura y escritura. Las velocidades suelen rondar entre 100-120 MB/s para modelos de 5400 RPM y los 150 MB/s para las unidades de 7200 RPM.

SSD

  • Más caros. Aunque en los últimos años su precio ha bajado bastante, siguen siendo bastante más caras que las unidades convencionales mecánicas.
  • Velocidades mucho mayores. Las velocidades de lectura y escritura secuenciales suelen rondar entre los 300 y 600 MB/s debido a que no tienen componentes móviles. Además los tiempos de acceso son mucho menores lo que se traduce en un rendimiento muy superior.

SSHD

  • Los discos duros híbridos combinan lo mejor de ambos dispositivos: por un lado un disco mecánico junto con una pequeña unidad sólida. Sin embargo los resultados no son similares a tener cada unidad por separado, y solo los recomendamos en casos de limitación de espacio o de número de conexiones en las que tengamos que disponer sólo de una unidad.

¿Por qué elegir una unidad mecánica?

Como consumidor hay muchos motivos para elegir un disco duro HDD para nuestro día a día. El cambio tecnológico de muchos fabricantes, ha llevado a que muchos ordenadores –especialmente los portátiles – vienen de serie con unidades SSD, cuya principal ventaja es la velocidad a la que cargan el sistema operativo y el bajísimo consumo que permite muchas horas de autonomía. Pero su inconveniente principal es que son unidades de almacenamiento pequeñas. Lo habitual es encontrar los 128Gb o 250Gb SSD en muchos ordenadores, lo que para algunos usuarios puede ser suficiente, pero si queremos almacenar nuestra música, fotos de las vacaciones o algún vídeo, esa capacidad es claramente insuficiente.

Una solución a esto es, sin duda, la compra de un disco duro HDD de gran capacidad que sirva tanto para hacer copias de seguridad de nuestros datos, como para usarlos como almacenamiento en tiempo real para profesionales del audiovisual o la fotografía. Ante una situación de emergencia, como por ejemplo un secuestro de nuestro ordenador por culpa del ransomware o un simple robo o pérdida, tener una copia de seguridad de nuestros datos nos puede librar de un gran disgusto.

La combinación de ambas tecnologías está ganando adeptos y se hace imposible para muchos usuarios domésticos y profesionales comprender de manera separada el uso de discos HDD de las unidades SSD presentes en muchos ordenadores.

Una vez conocida la teoría, vamos a ver qué unidades HDD tienes disponibles y qué aplicaciones pueden tener, dependiendo de lo que necesites. Desde una unidad básica para hacer copias de seguridad de tus documentos, archivos y fotos, hasta auténticas estaciones de almacenamiento para profesionales. Hemos creado 3 categorías según si son HDD portátiles, de sobremesa o estaciones inalámbricas y, dentro de cada categoría, explicaremos tanto la capacidad, tecnología de conexión (USB 2.0, 3.0, thunderbolt…) y capacidad de transferencia.

Características a tener en cuenta

Velocidad de rotación

La velocidad de rotación de un disco duro se mide en revoluciones por minuto, es decir, RPM. La unidad de disco utiliza un solo brazo de lectura y escritura para acceder y escribir datos en el disco mientras gira. Por eso, mayor velocidad significa un mejor rendimiento.

Sin embargo, no es tan simple. Las altas velocidades también traen consigo algunos problemas. Es decir, un disco duro de rotación rápida produce más calor y hará más ruido que uno de rotación más lenta. Además, las mayores velocidades también significan un riesgo potencialmente mayor de fallo, que es en parte la razón por la que los discos duros a velocidades superiores a 7.200 RPM no han tenido gran éxito.

Si lo que buscas es la mayor velocidad, lo mejor es un SSD. Pero si lo que necesitas es una combinación de espacio y rendimiento, opta por un modelo de 72000 RPM.

Caché

La memoria caché de un disco duro tiene una función similar a la que tiene la RAM para todo el sistema. Es decir, almacena los datos vitales para que la unidad de procesamiento del disco duro pueda acceder a él en un período de tiempo más corto, lo que conduce a un disco duro en general más rápido y de mejor funcionamiento. Aunque el impacto que esta tiene en el rendimiento real del dispositivo, debemos optar por un modelo con más caché a igualdad de características.

Conectividad

En el apartado de conectividad, el estándar de mayor rendimiento actual es el SATA 3.0. Además, es retrocompatible por lo que si tenemos una placa base que soporta versiones anteriores de SATA también podremos utilizarlo.

¿Cuánta capacidad necesito?

La capacidad de accionamiento que debe comprar depende de tus necesidades específicas. Si eres un usuario medio debes tener más que suficiente con 1TB. Para un usuario gamer la mejor combinación es un SSD junto con un HDD de 7200 RPM, por ejemplo 128GB+1-2TB ó 250GB+1-2TB, lo que te daría espacio por un lado para el sistema en la unidad sólida dejando la otra unidad para almacenar juegos e información.

¿Cuál es la mejor marca?

Desde nuestra propia experiencia, podemos decir que no hay ningún fabricante de discos duros que se pueda decir con seguridad que sea el mejor. Cualquier unidad puede fallar sin importar si es Toshiba, Seagate o Western Digital.

Mejores discos duros mecánicos

WD Blue 1TB

Un disco duro HDD interno disponible en 5 capacidades, desde 1Tb hasta los 6Tb. Incluye conectividad SATA y una tasa de transferencia de 6Gb/s.

Seagate BarraCuda 1TB

Uno de los modelos mejor valorados por su relación entre calidad y precio, y que se adaptará a cualquier uso que queramos darle. Este modelo está disponible en 6 capacidades que van desde los 500Gb hasta los 5Tb y tiene una tasa de transferencia de 140Mb/s

Travelstar 7K1000 1TB

Uno de los modelos favoritos por los usuarios es el HDD interno Hitachi Travelstar 7K1000, que ofrece velocidades de transferencia de 600MB/s y una velocidad de rotación de 7200RPM.

Discos duros externos

También tenemos la opción de ampliar externamente la capacidad de almacenamiento de nuestro sistema de una forma más sencilla. Los discos duros externos son los más vendidos por un motivo obvio: los podemos llevar donde queramos, pesan poco y nos pueden acompañar en nuestro día a día. Mayoritariamente no requieren alimentación externa y los podemos encontrar a precios muy interesantes.

Toshiba Canvio Basics

Disponible en 4 capacidades, este es uno de los más populares de la red ya que, pese a su precio, ofrece prestaciones propias de los HDD de alto nivel. Por ejemplo, tiene una velocidad de transferencia de datos de 5,120 MB por segundo, además de ser USB 3.0 e incorporar algo muy importante: un sensor interno contra choques, lo que protegerá los elementos móviles de su interior.

WD Elements

Western Digital es una de las empresas que más ha innovado en los discos duros HDD portátiles. Este modelo se presenta en 7 capacidades que van desde los 500Gb hasta los 4Tb, dentro de una carcasa de muy reducidas dimensiones. Su velocidad de transferencia es de 1Mb por segundo y viene con conexión USB 3.0.

Seagate STEA2000400 Expansion

Este modelo del fabricante Seagate, además de contar con una excelente relación entre calidad y precio a juzgar por los comentarios de la comunidad, es compatible tanto con ordenadores como con Xbox One y PlayStation 4. Este disco duro HDD portátil está disponible en 6 capacidades, tiene una velocidad de giro de 5400RPM y USB 3.0.

HDD externos de sobremesa

Estos discos duros están indicados para profesionales o para personas que utilizan ordenadores de sobremesa. Estos discos duros HDD se caracterizan por requerir una fuente de alimentación además del USB, y por tener velocidades de giro del disco duro y transmisión de datos muy superior a los HDD portátiles. Así mismo, estas unidades de almacenamiento son más caras.

LaCie STFY6000400

Uno de los fabricantes de discos duros más conocidos del mundo por la calidad de sus productos, presenta una unidad de almacenamiento especialmente pensada para profesionales. Disponible en 3 capacidades que van de los 6Tb a los 10Tb, tiene una capacidad de transmisión de datos de 240Mb/s y una rotación de 7200RPM y se puede conectar a Thunderbolt 2.0 y USB-C 3.0. Una auténtica bestia indicada para profesionales.

WD Elements de sobremesa

Si no necesitas una bestia como complemento a tu ordenador, esta unidad de almacenamiento de Western Digital es para ti. Con una capacidad de hasta 6Tb, una relación calidad/precio más que interesante y una tasa de transferencia de 5,1Mb/s (5400RPM), será ideal como unidad para hacer copias de seguridad constantes de todo lo contenido en tu ordenador.

Toshiba Canvio  for desktop

Esta es la versión de sobremesa del popular modelo Canvio de Toshiba, una unidad de almacenamiento HDD de 5Tb de capacidad y una alta transferencia de datos, pensada para profesionales. Además, se adaptará muy fácilmente a tu configuración de escritorio ya que puedes utilizarlo tanto apaisado como en vertical.

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

Deje una respuesta