Análisis alfombrilla Razer Goliathus Extended Chroma Quartz

Última actualización:

En esta ocasión vamos a probar la versión extendida de la Razer Goliathus, una alfombrilla de tela que llega hasta los 294 x 920 x 3 mm. Un modelo pensado para ocupar buena parte del escritorio y darle vida gracias a su iluminación RGB personalizable a través del software Synapse 3 de la propia marca. Lo que destaca de esta gama es que la tela es más blanda de lo habitual en este tipo de alfombrillas, que en esta versión incluye una tira de plástico led bordada que le añade algo de grosor al borde, y que hace que esta versión no se pueda meter a la lavadora.

Primeras impresiones

En este caso hemos probado la versión Quartz Pink, que destaca por el tono rosa tanto en la caja como en el producto final una vez abierto.  Viene en un embalaje donde la alfombrilla de ratón se enrolla y se coloca dentro de la caja. Hay un orificio en el lateral de la caja, que permite “sentir” la textura de la superficie de la tela. Dentro de la caja, encontramos pegatinas Razer y la guía del usuario que explica todo el proceso de configuración de Razer Synapse 3.

Algunas características clave de este modelo son:

  • Superficie de tela microtexturizada
  • Optimizada para todo tipo de sensores
  • Base de goma antideslizante

Especificaciones

  • Tecnología de iluminación Razer Chroma con 16’8 millones de colores personalizables
  • Superficie microtexturizada ajustada para una mejor velocidad y control
  • Compatible con Razer Synapse
  • Base de goma antideslizante
  • Peso: 230 g
  • Medidas: 294 mm x 920 mm x 3 mm
  • Longitud del cable: 2,1 m

La superficie de tela y la base de goma antideslizante del Goliathus Extended Chroma son más o menos las mismas que las que encontrarás en el Goliathus Extended normal. En la parte superior izquierda de la alfombrilla de ratón, se encuentra un pequeño controlador RGB que es responsable de todos los efectos de iluminación RGB en el Goliathus Extended Chroma. El cable del controlador RGB está cosido al lado de la alfombrilla del ratón con hilo de nylon, para mantener el cable en su sitio sin cubrir la iluminación y evitar que se deshilache en el borde de la alfombrilla del ratón.

La superficie lisa del paño permite una maniobra fácil, especialmente para los que prefieren ajustes de DPI bajos en los juegos, sobre todo en FPS. El gran tamaño permite tener el teclado encima y tener suficiente espacio para el ratón.

Lo que sí se echa en falta es haber aprovechado el controlador RGB para añadir un usb. También hay una cosa que molesta y es el hecho de que el borde de la alfombrilla es algo ancho por el hecho de que lleva la iluminación, algo que en la versión normal no sucede.

Conclusiones

Si estás buscando una alfombrilla de ratón de tela ya sea esta versión extendida o la versión más pequeña, entonces la Razer Goliathus Chroma es una opción a tener en cuenta. Lo que hace que la Goliathus Extended Chroma sea ligeramente diferente de otras alfombrillas de ratón de tela es la estética, la iluminación RGB es un punto extra. Mientras que la iluminación RGB es fácil de configurar con Razer Synapse, el controlador RGB necesita de un puerto USB sólo para la iluminación, algo que se podría haber mejorado con un puerto aprovechable.

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

Deje una respuesta