Tipos de cable ethernet: ¿Cuál debo utilizar?

Las redes Ethernet se siguen empleando para numerosas aplicaciones, como las supercomputadoras, o para unir mediante cable distintos nodos de una red, como podría ser un PC y una impresora en red del hogar o de una oficina. A pesar de la nueva tecnología wireless o inalámbrica como son las redes WiFi, no han conseguido vencer a las redes cableadas por varias razones, una de ellas es la estabilidad que aportan, ya que en las redes WiFi, si nos alejamos del AP o la cobertura no es buena, el rendimiento se va a ver afectado considerablemente.

Por ello hemos hecho esta guía para enseñarte todo lo que necesitas saber de estos cables para redes Ethernet. Normalmente, los usuarios no suelen atender al tipo de cable que compran, y esto es algo que les debería importar, ya que no todos los tipos de cable permiten las conexiones a la misma velocidad o no todos tienen la misma tolerancia a fallos, protección contra interferencias, o permiten longitudes iguales.

¿Qué tecnología o estándar de red Ethernet voy a usar?

Tabla con estándares EThernet

Lo primero que debes tener claro es qué tipo de estándar o tecnología Ethernet vas a usar. Dependiendo de eso tendremos unas u otras posibilidades. Recuerda también que en función de la tecnología o estándar se tienen longitudes mínimas y máximas que debemos respetar.

Por ejemplo, un 10GBASE-T solo permite distancias de cable de hasta 100 metros, en cambio, uno 100BASE-FX permite hasta 412 metros máximos. También debes tener en cuenta que no todos estos estándares admiten cualquier tipo de cable. Por ejemplo, el primero puede usar un cable de par trenzado de cobre, mientras el segundo emplea fibra óptica para mayor rapidez. Otros pueden usar varios de estos tipos indiferentemente o también el famoso cable coaxial aunque, por lo general, los estándares o tecnologías más modernas suelen usar par trenzado o fibra.

¡Ojo! No hay que confundir el tipo de cable con la interfaz o el puerto de conexión, es decir, por lo general, estamos hablando de un RJ-45, pero veremos que para ese mismo tipo de puerto podemos tener varios cables diferentes con diferentes prestaciones.

Cable Ethernet base

tipos de cable coaxial, par trenzado y fibra

Los cables Ethernet que tenemos la mayoría de usuarios en oficinas y hogares se basan en pares de cables trenzados de cobre. Los de tipo coaxial ya no se usan tanto y los de fibra óptica son para ciertas aplicaciones de mayor rendimiento. Dentro de los tipos de cable de par trenzado tenemos varias categorías como la 5, 6 y 7 que luego analizaremos con más detalle. Debes saber también que cada par de cable va equilibrado, es decir, en un hilo la corriente va en un sentido y en el otro va en el sentido contrario, permitiendo que los campos alrededor de cada par trenzado se cancelen.

Eso permite que los datos viajen sin perturbaciones, además de que se emplean otras técnicas como la organización de los giros de los trenzados para que no haya dos giros alienados y así reducir esas interferencias. Por cierto, a diferencia del cable coaxial, como el que podemos tener en las antenas de nuestra TV, que se encuentran apantallados con malla metálica o ese típico papel de aluminio que suele proteger a los coaxiales de las antenas, en los de par trenzado se prescindía del blindaje, aunque en los modernos sí que se emplea para mejorar el rendimiento.

Aún sigue habiendo algunos sin apantallamiento, como el UTP, pero estos son adecuados para ciertas aplicaciones de corto recorrido, como puede ser la conexión entre un router y una impresora de red o entre un router y un PC a corta distancia. En cambio, un cable blindado con lámina como el FTP es adecuado para largos recorridos, como para unir nodos en una red de un edificio, etc., ya que si atraviesan áreas de alto ruido electrónico estas no afectarán tanto.

En algunos casos, también se cuida el tipo de material que recubre los cables e incluso se añade un hilo de nylon (p.e.: Cat-5e) para reducir el indeseable efecto de la diafonía. Lo que te quiero hacer ver con esto, es que también es importante atender al tipo de protección que tenemos en nuestro cables.

tipos de blindaje de cables

Según el blintaje podemos tener:

  • U/UTP: cable sin apantallar y de pares trenzados sin apantallar.
  • F/UTP: cable blindado, pero los pares trenzados van sin blindaje.
  • U/FTP: cable no apantallado, pero los pares trenzados sí que van blindados ocn una lámina.
  • S/FTP: cable blindado trenzado y el par trenzado también está blindado con aluminio.

Por tanto, podemos deducir que TP indica par trenzado, U es sin blindaje, F indica blindaje y S indica blindaje trenzado. Recuerda que también podemos tener dos tipos de conductor de cobre en estos casos, uno emplea finas hebras de hilo de cobre trenzadas o un cable sólido, es decir, algo similar a los cables de cobre eléctricos que podemos encontrar en una vivienda. Los de núcleo sólido es un solo hilo grueso de cobre que permite menor flexibilidad, mientras que los hilos finos permiten mayor flexibilidad.

Por lo general, los de hilos finos se emplean para conectar diferentes dispositivos o aparatos, mientras que los de hilo grueso suelen usarse para introducirse dentro de paredes o de estructuras de edificios, ya que son más duraderos. Algo importante a tener en cuenta si la aplicación necesita de mayor flexibilidad o durabilidad.

Categorías de cables Ethernet

Existen muchas categorías, pero las más populares son la Cat-5, Cat-5e, Cat-6 y Cat-6a. La diferencia entre unas y otras es la velocidad admitida y el tipo de aplicación para la que resultan mejores:

tabla categorías cables Ethernet

Por tanto, si la distancia que permiten es de 100 metros en todos los casos, vamos a estar limitados a dicha longitud si queremos que la red funcione bien. Una longitud de cable mayor a esa comenzará a dar problemas, es importante respetarla. Si quieres usar o conectar dispositivos a una mayor distancia, debes pensar en otra categoría diferente a estas, tal vez mediante cable de fibra, etc.

Si atendemos a la velocidad, tanto Cat-5, Cat-5e y Cat-6 no permiten todas las velocidades de Ethernet. Por ejemplo, Cat-5 solo admite velocidades de 10 y 100 Mbps, algo limitado para muchas de las aplicaciones actuales. En cambio, si quieres aprovechar al máximo las altas velocidades que ofrecen los proveedores de Internet modernos, tal vez deberías pensar en una Cat-6 o Cat-6a que permiten 1000 y 10000 Mpbs respectivamente, es decir, Gigabit LAN y 10 Gbps LAN.

¿Cuál debo usar?

Para contestar a la pregunta que te estabas haciendo, aunque si has leído todo lo anterior ya podrás haber sacado tus propias conclusiones, el mejor cable para tu caso dependerá del tipo de aplicación o uso que le vayas a dar. Pero teniendo en cuenta la mayoría de aplicaciones que se le dan a este tipo de cables en las oficinas y hogares, puedes elegir:

  • Para conexiones convencionales: es decir, para una ADSL, una conexión por satélite o 4G o WIMAX en aquellas zonas donde no llegue la línea de teléfono y queramos usar cable de red para conectar a nuestro router, lo adecuado sería elegir Cat-5, Cat-5e de cuatro pares.
  • Para conexiones de alta velocidad: en el caso de que tengas fibra óptica y la velocidad que deseas exprimir es mayor, entonces deberías elegir un Cat-6 o Cat-6a. Tal vez un Cat-5e puede permitirte tener una velocidad más o menos estable si la longitud del cable no es demasiado larga, pero recomiendo la 6, aunque sea algo más cara.

Recuerda que si tu hardware no permite llegar a 1Gbps (1000Mbps) o 10 Gbps, de poco te servirá tener un cable de categoría superior, ya que el cable no va a ser el limitante. No por tener un cable superior va a ir más rápido en estos casos.

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

Deje una respuesta