Cómo limpiar la pasta térmica de tu procesador y qué alcohol usar: Instrucciones para dejar como nuevo tu equipo

Si bien es cierto que resulta esencial  tener el conocimiento adecuado para aplicar de manera correta la pasta térmica sobre  un procesador, la realidad es que es igual de importante saber cómo es el procedimiento adecuado para limpiarla de tu IHS. Además, emerge con igual fuerza la importancia de conocer qué líquido es el idóneo para llevar a cabo la limpieza con el objetivo de que la pasta térmica se disuelva correctamente, y, de esta forma, consigamos eliminar cualquier resto con total facilidad, sobre todo en el caso de que la pasta esté más bien reseca.

Así pues, y con esta finalidad en mente, en el artículo de hoy procedemos a explicarte en profundidad cuáles son los pasos que habrás de seguir para limpiar la pasta térmica de tu procesador de manera correcta, al mismo tiempo que te indicaremos qué tipo de alcohol es el mejor para ayudarte en la tarea. ¡Comenzamos!

Cómo limpiar la pasta térmica de tu procesador

No cabe duda que mantener tu PC en condiciones óptimas resulta esencial a la hora de alargar, en la medida de lo posible, su vida útil. Reconozcámoslo: los equipos tecnológicos no son baratos y la gran mayoría de nosotros no podemos permitirnos el lujo de descuidarlos. Entre las tareas de cuidado que emergen como posibles para mantener nuestro equipo en condiciones óptimas se encuentra la limpieza de la pasta térmica de tu procesador. Aplicar este tipo de pasta encima de un procesador es una tarea delicada -que habremos de llevar a cabo con cuidado-, pero no requiere de un conocimiento profundo de informática; pues bien, esto es lo mismo que sucede a la  hora de limpiarla. Debes tener muy en cuenta en este punto que, a lo largo de la vida útil de tu procesador tendrás que realizar estos dos pasos en diversas ocasiones, especialmente si quieres alargar esa vida lo máximo posible, tal y como señalábamos al principio de este apartado.

Cómo limpiar la pasta térmica de tu procesador

Así pues, habrás de limpiar la pasta térmica y volver a hacer uso de ella para aplicarla sobre tu procesador en las circunstancias que explicamos a continuación:

  • Cada vez que tomes la decisión de modificar el disipador por un nuevo modelo.
  • Según la pasta que utilices sobre tu procesador, será necesario eliminar la pasta previa cada cierto tiempo y volver a aplicar una pasta nueva, teniendo cuidado de que, a causa del paso del tiempo, sus propiedades no se hayan estropeado.

En el momento en el procedamos a la tarea de limpiar los restos de pasta térmica, debes tener muy presente que no solo habrás de retirar los restos del IHS del procesador. También es importante eliminarlos de la base del disipador, que es la zona que se encuentra en contacto directo con el IHS. El motivo de esta limpieza viene de la mano de la necesidad de impedir que la pasta nueva se pueda quedar adherida con la antigua; asimismo, de esta manera también evitaremos que la capa de pasta que resulte de la aplicación y que permanezca entre ambas superficies sea demasiado gruesa: si así sucediese, lo que conseguiríamos es, precisamente, el resultado contrario al que buscábamos en un inicio.

¿Qué tipo de alcohol es el mejor para limpiar la pasta térmica?

En el inicio de nuestro artículo os hacíamos referencia a que los pasos que explicamos para la limpieza de nuestro procesador es también totalmente factible para las GPU de las tarjetas gráficas; pese a lo anterior, la realidad es que, con toda probabilidad, llevaréis a cabo la limpieza de vuestros procesadores unas cuantas veces más que en el caso de las gráficas.

A la hora de limpiar nuestro procesador de los restos de pasta térmica, lo primero que tienes que tener en cuenta es que habrás de necesitar un par de herramientas:

  • Para empezar, un trapo de algodón y, si este no fuera posible, papel de cocina o bastoncillos de los oídos.
  • A continuación, una botella de alcohol isopropílico.

Si no tuvieses alcohol isopropílico y, en su defecto, podrías utilizar líquidos elaborados para este fin de manera concreta; también podrías, por otro lado, emplear zumo de limón. Lo importante en este sentido es que el producto que utilices tenga la capacidad de disolver la silicona que se encarga de unir las partículas de la pasta, de forma que nos sea sencillo eliminar sus restos de la superficie que deseemos limpiar.

Si se da el caso de que la pasta térmica se hubiese solidificado -algo que podría suceder debido al paso del tiempo, porque la calidad sea más bien mala o por posibles efectos de las temperaturas- nuestro consejo es que añadas unas gotas de alguno de los productos explicados en las líneas anteriores antes de tratar de limpiarla a la fuerza; una vez incorpores las gotas del disolvente, conseguirás que la pasta se reblandezca lo suficiente como para que puedas retirarla con facilidad.

Cómo limpiar la pasta térmica de tu procesador

Una vez que la pasta se haya reblandecido, coge uno de los extremos del paño de algodón que hemos mencionado anteriormente y pásalo con cuidado por encima del IHS de tu procesador. Si así lo haces, conseguirás eliminar la mayor parte de restos de pasta térmica que pueda haber sobre la superficie. Una vez hecho esto, toma otro de los extremos del mismo paño (habiéndote cerciorado de que esté limpio) y humedécelo para, a continuación, frotar con cuidado el resto de superficies en las que hayan podido quedar restos de la pasta térmica hasta que queden completemente limpios.

Tras este proceso, solo tienes que dejar que el procesador (y todas sus superficies), así como también el disipador, se sequen unos cuantos minutos para, a continuación, aplicar con cuidado la nueva pasta  térmica.

Un último apunte importante: trata de llevar el máximo cuidado a la hora de manipular el alcohol de isopropilo, ya que se trata de un tipo de alcohol que cuenta con una elevada concentración y, en el caso de ser consumido en grandes dosis, puede llegar a ser mortal para el ser humano. Por otro lado, igual de importante es prestar especial atención a la hora de manipularlo, cuidando que no se encuentra cerca de ninguna llama o foco ígneo.

 

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

Deje una respuesta