Los mejores móviles Samsung: Guía de compra

Samsung siempre ha sido una empresa caracterizada por tener muy buenos teléfonos en la gama alta Android. No obstante, con el paso del tiempo, se han abierto camino en el resto de gamas con dispositivos verdaderamente interesantes. Por lo que la pregunta es obvia: ¿Qué Samsung me compro?

En esta guía os vamos a hablar de los smartphones más atractivos de la firma coreana, diferenciándolos por gamas dentro del mercado. ¡Vamos allá!

¿Cuáles son los mejores Samsung?

Empezaremos hablando de los teléfonos Samsung con mejores características, refiriéndonos, especialmente, a los gama alta o premium.

Samsung Galaxy Z Fold 4

Los teléfonos plegables son una realidad creciente desde hace años, tan creciente que Samsung ya ha alcanzado su cuarta generación del dispositivo con el que comenzó todo. Pocos han sido los cambios que ha sufrido desde entonces, pero nosotros los repasamos.

Estamos ante un terminal de excelente construcción, como nos viene acostumbrando Samsung. Pesa un total de 263 gramos, aspecto que si que ha mejorado. Su pantalla externa Dynamic AMOLED recoge un diagonal de 6.2″ con resolución HD+. Al abrir el «libro», tenemos el plato gordo, otra Dynamic AMOLED, esta vez con tecnología Infinity Flex, de 7.6″, resolución 2K y 120 Hz.

En su enorme interior, se encuentra el Chip Snapdragon 8+ Gen 1, acompañado por 12 GB de RAM y 256, 512 o 1 TB de almacenamiento. Su batería es de 4.400 mAh con carga rápida de 25 W y carga inalámbrica. Aquí si hemos echado de menos más batería y más rapidez de carga.

Hablemos de cámaras. Para comenzar, tenemos una cámara ubicada en la pantalla externa de 10 MP, suficiente para selfies rápidos. En la parte trasera encontramos un sensor principal de 50 MP, un ultra gran angular de 12 MP y un teleobjetivo de tres aumentos de 10 MP.

Para finalizar, el sensor de huellas lateral y la certificación IPX8 redondean un conjunto realmente exquisito.

Samsung Galaxy Z Flip 4

¿Quieres un plegable sin gastar tantísimo dinero? Pues este es tu teléfono. El Z Flip 4 nos encanta por su tamaño, construcción y por su apertura vertical, recordando a aquellos teléfonos de antaño.

Este plegable pesa tan solo 183 gramos y presenta una pantalla exterior Super AMOLED de 1.9″ con una densidad de 302 píxeles por pulgada. Al desplegarlo, tendremos un panel convencional de 6,7″ Dynamic AMOLED y 120 Hz de tasa de refresco.

Cuenta con un procesador Qualcomm Snapdragon 8+ Gen 1, 8 GB de RAM y 128, 256 o 512 de almacenamiento. Para la batería quedan 3.700 mAh con carga rápida de 25 W y, al igual que ocurre con el Fold, es un aspecto mejorable.

Este pequeño plegable de Samsung cuenta con dos sensores de cámara en su parte trasera, un principal y un ultra gran angular, ambos de 12 MP. Estos sensores nos permiten hacernos selfies tomando como referencia la pantalla exterior. Por el contrario y, si lo preferimos, tendremos la cámara interna, que se encuentra al desplegar el dispositivo, de 10 MP.

En definitiva, es un teléfono más que recomendable, de hecho hay más información aquí, en su comparativa con el IPhone 14.

Samsung Galaxy S22 Ultra

De la familia S22, nosotros nos quedamos con el Ultra, del cual ya hemos hecho la review, por ser el mejor en cuanto a especificaciones, pero tanto el S22 como el S22+ cumplen perfectamente con aquellos que quieren un teléfono pequeño y los que quieren equilibrio, respectivamente.

Estamos ante un teléfono grande, con una pantalla de 6,8 pulgadas, eso sí, mucha resolución, concretamente QHD+ con 120 Hz y 1.750 nits de brillo. Probablemente estemos ante la mejor pantalla de Samsung.

Esta vez dejamos de lado a Qualcomm para tener el Exynos 2200 con 8 o 12 GB de RAM y 128, 256, 512 o 1 TB de almacenamiento interno. Tiene una batería de 5.000 mAh con una carga rápida de 45 W y una inversa de 15. Lo que les faltaba a los plegables, lo tiene el S22 Ultra.

Si damos la vuelta al dispositivo, veremos un total de cuatro cámaras, una principal de 108 MP, un angular de 12 y dos sensores encargados de hacer zoom de 10 MP cada uno. Un conjunto redondeado por una cámara frontal de 40 MP.

Qué Samsung de gama media comprar

Como bien hemos destacado, la firma de origen coreano ha desarrollado su estrategia también centrándose en las gamas media y baja. Para la media, queremos destacar dos de sus dispositivos.

Samsung Galaxy A53

Estamos ante un verdadero líder de ventas en la gama media de Android, superando al Galaxy A72, con quien lo hemos enfrentado. Lo cierto es que es algo normal, Samsung siempre ha copado las listas de ventas, pero no todos pueden permitirse rozar o superar los 1.000 € en la adquisición de un teléfono. La evolución de estos usuarios ha desembocado en la gama media con este dispositivo y, desde Guía Hardware, confirmamos que es un gran acierto.

El Samsung Galaxy A53 es un teléfono elegante y bien construido. En su tripas esconde un procesador Exynos 1280 de 8 núcleos, acompañado por 6 GB de RAM y 128 o 256 de almacenamiento. Para su batería tenemos 5.000 mAh y una carga rápida de 25 W.

En cuanto a los apartados multimedia, disponemos de una pantalla Super AMOLED Full HD+ de 6,5″ y una tasa de refresco de 120 Hz. En su frontal se ubica una cámara de 32 MP, mientras que en su parte trasera toma protagonismo su módulo de cuatro cámaras. Está compuesto por un sensor principal de 64 MP, un ultra gran angular de 12 y dos sensores de 5, de profundidad y macro.

Samsung Galaxy A52s

Sí, este teléfono es una evolución del Galaxy A52, un teléfono que ya gustó, pero es que esta versión tildada con la «S» se sitúa a la altura del Galaxy A53, por precio y prestaciones, un auténtico calidad precio.

Tiene una construcción simple, limpia y de calidad, además de contar con Qualcomm y su Snapdragon 778G. Para sus memorias, tendremos 6 GB de RAM y 128 de almacenamiento con ampliación vía SD hasta 1 TB.

Su pantalla es de 6,5 pulgadas con resolución Full HD+ y 120 Hz. de tasa de refresco. Y si hablamos de cámaras hay que destacar su cuádruple módulo en el que destaca su sensor principal de 64 MP.

Para finalizar, nos gustaría subrayar su correcta autonomía gracias a 4.500 mAh y una carga rápida, aunque no demasiado, de 25 W.

Qué Samsung barato comprar

Adentrándonos en la gama de acceso del amplio abanico de Samsung, tenemos varias opciones interesantes. Nosotros vamos a recomendar dos, las más atractivas desde nuestro criterio.

Samsung Galaxy A04S

Si alguien está buscando un teléfono de gama baja que cumpla con las tareas cotidianas con solvencia y sin problemas, este es muy buena opción.

El Galaxy A04S destaca por la fluidez de su pantalla. Pocos teléfonos de este rango de precio ofrecen una tasa de refresco de 90 Hz, eso sí, sacrificando la resolución que es HD+ en un panel de 6,5«.

Para referirnos a sus cámaras debemos destacar su sensor principal de 50 MP. Tendremos unas fotografías muy dignas, mientras que el resultado decepcionará si hablamos de grabación de vídeo o selfie.

Para finalizar, queremos destacar su enorme batería de 5.000 mAh y el buen funcionamiento del dispositivo en general gracias a One UI 4.1 corriendo sobre Andorid 12.

Samsung Galaxy A13

Para finalizar, y al igual que el Galaxy A53, queremos hablar de otro líder de ventas. El Galaxy A13 es ese teléfono que regalaríamos a usuarios que hacen un uso justo del smartphone sin exigirle demasiado.

Este último candidato que hemos seleccionado goza de un diseño elegante y sobrio, que hace pensar que se trata de un teléfono más caro. Dispone de una pantalla de 6.6 pulgadas en resolución Full HD+ y un sensor de cámara principal de 50 MP, el cual sorprende para bien.

Para su configuración, tenemos 4 GB de RAM y podremos elegir entre 32, 64 y 128 GB para su almacenamiento interno, ampliable con tarjetas Micro SD. En cuanto a la batería, habrá que preocuparse poco por las cargas, 5.000 mAh de amperaje para unas especificaciones de bajo consumo.

Conclusiones

Hemos visto el nacimiento y el crecimiento de la familia S, con autenticas revoluciones de hardware y software. En su momento también lamentamos la desaparición de la familia Note. Pero en GuíHardware creemos que, sin duda, el mejor paso de Samsung ha sido abrir sus fronteras más allá de la gama alta.

¿El resultado? Pues buenísimo, ahora prácticamente ningún usuario pierde la fidelidad a la firma coreana. El que tuvo un Note 9 adquirió un A53 y el que tuvo un S8+ lo sustituyó por un S22. El catálogo de smartphones de Samsung no solo es amplio, si no que, lo más importante, rebosa calidad por todos sus costados.

Eduardo Pavón González

Eduardo Pavón González

Periodista. Amante de la tecnología y el deporte. Aportando valor en GuíaHardware tratando de conducir a los usuarios hacia la decisión correcta.

>
Guía Hardware
Logo